Page 125 - Inicio Ciencia Nuclear
P. 125

Capítulo 7. los inicios de la ciencia y tecnología nuclear en la universidad española
En este capítulo se va a realizar un breve repaso por las primeras cátedras universitarias y cursos de doc- torado sobre las diferentes disciplinas relacionadas con
el ámbito nuclear.
En síntesis, aunque hasta los años 1960 no se genera- lizaron las cátedras especí cas sobre temas nucleares, de las escasas que se crearon en la década anterior hubo dos de física atómica y nuclear en las facultades de ciencias, también sobre ingeniería nuclear en es- cuelas técnicas superiores de ingeniería, y algunas in- directamente relacionadas sobre metalurgia y química industrial, todas ellas ganadas por miembros de la Junta de Energía Nuclear, y donde tuvo un papel destacado en la presidencia de los correspondientes tribunales de oposición Otero Navascués. adicionalmente hubo un curso de doctorado sobre Radiación Cósmica pero no asociado a una cátedra concreta, así como algunos cur- sos monográ cos en determinadas universidades, que en realidad prepararon el camino para el Instituto de Es- tudios Nucleares dependiente de la JEN y que se creó en 1964. También es de interés una cátedra especial, sin asociación directa con los planes de estudios o ciales, como fue el caso de la Cátedra Fernando Tallada de Bar- celona.
Cabe señalar un aspecto del que se venía quejando Otero en el periodo de EPalE, como era el proble- ma de la formación del nuevo personal. Otero estaba muy preocupado tanto por la escasez de físicos en la universidad como por la formación de ingenieros, que era muy poco transversal y donde se necesitaba que profundizaran en temas de física relacionado con las técnicas nucleares148. De esta forma, en julio de 1950
148 “Memoria de la Junta de Investigaciones atómicas”, 11 julio 1949, aGa-PG, 83 TOP 31/12, expediente 139/5.
se creó en la Facultad de Ciencias de la universidad de Madrid la Cátedra de Física atómica y Nuclear, aunque las correspondientes oposiciones se retrasarían hasta 1953149. las ganó Carlos Sánchez del Río, el único que se presentó. En octubre de 1955 se creó una cátedra de Física Nuclear en la universidad de Barcelona y un ins- tituto anejo de Investigaciones y aplicaciones Técnicas de la misma universidad. Pero las oposiciones de esta cátedra tardarían bastante en realizarse, ya en los años 1960. un aspecto importante respecto al instituto crea- do es que se establecieron acuerdos de colaboración e intercambio entre la uB y la JEN.
En cuanto a las primeras cátedras en escuelas de inge- niería, se empezó a hablar de ellas después de la Confe- rencia de Ginebra de 1953, en la que estuvieron presen- tes leandro José de Torróntegui (1888-1977), director de la Escuela de Ingeniería Industrial de Bilbao y Joaquín Ortega Costa (1914-2007), de la de Barcelona. ambos volvieron convencidos de la necesidad de dar comien- zo a las enseñanzas de tecnología nuclear, de hecho así lo declaró públicamente Torróntegui150. En mayo y en octubre de 1956 se creó respectivamente en la Escuela de Ingeniería de Minas de Madrid la cátedra de Energía Nuclear y en la de Ingenieros Industriales de Bilbao la de Tecnología Nuclear. la de Minas incluía dos asigna- turas, una en cuarto curso (Energía Nuclear, prospec- ción, minería y metalurgia de sus primeras materias) y otra en quinto (aplicaciones cientí cas e industriales
149 Ministerio de Educación Nacional, Decreto de 21 de julio de 1950, BOE 213, de 01/08/1950, p. 3379.
150 Según información localizada en Álvaro Rodrigo (1956), “usos pací cos de la energía nuclear. Metalurgia y Electricidad”, núm. 220, 1956, p. 154-156.
123
























































































   123   124   125   126   127