Page 98 - Inicio Ciencia Nuclear
P. 98

96
en la misma ciudad tres años después, a la que asistie- ron, por parte extranjera, Samuel K. allison, de Chicago, Karl Wirtz, de Göttingen, Caldirola de Milán, Ropblat de londres y Gibson, de Belfast. Ya hemos conocido a tres de estos asistentes: allison era el Director del Centro de Estudios Nucleares de Chicago donde realizaron estan- cias prolongadas varios miembros de la JEN, empezan- do por Ortiz Fornaguera. Wirtz de la universidad de Gö- ttingen dirigía el trabajo de aránzazu Vigón en la ciudad alemana; y Gibson fue el mentor de Joaquín Catalá en la estancia de este último en Reino unido para aprender la técnica de emulsiones fotográ cas nucleares. Por parte española acudieron varios representantes de los dife- rentes grupos de la JEN, encabezados por Otero. Otero hizo referencia a este acontecimiento en una reunión interna del Comité Español de Física Pura y aplicada donde se realizaba el seguimiento de las actividades en torno a la física. Destacó las contribuciones de Tharrats y de Ortiz. la del primero sobre una herramienta elec- trónica que permitía generar números aleatorios. Este asunto estaba relacionado con el método de Monte- carlo, método estadístico para realizar aproximaciones en expresiones matemáticas complejas que usaba la generación de números aleatorios. Precisamente Tha- rrats siguió trabajando sobre este método aplicado a la física nuclear \\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\[Tharrats et. al., 1954, 1955\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\]. Respecto a la de Ortiz, sobre el cálculo teórico de una pila atómi- ca, decía Otero “que se hace público por primera vez en el mundo”125. Hay que tomar estas palabras de Otero con reservas, porque evidentemente lo que aprendió Ortiz sobre este tema fue en Chicago con Fermi y es posible que por uso reservado de la información no hubiera salido previamente nada publicado. Casi con seguridad que Otero se refería al manual sobre la dinámica de la pila que ya se citó en el capítulo de la JIa, porque no hemos encontrado otro documento al respecto, pero el texto de Ortiz en realidad no fue publicado, era un documento interno de EPalE.
125 acta de reunión del 11 noviembre de 1953 del Comité Español de la unión Internacional de Física Pura y aplicada, (Circular n.o 10, Enero 1954) Fondo Armando Durán, archivo universidad de Navarra.
El primer congreso internacional sobre temas nuclea- res fue el celebrado en ann arbor (Estados unidos) en 1954. Otero dio una gran trascendencia a su prepara- ción, con lo que España acudió con una importante re- presentación. al  nalizar concluyó que el resultado fue positivo por la información intercambiada y el hecho de constatar el cambio de política de los Estados unidos respecto a su difusión.
los representantes de la JEN presentaron tres comuni- caciones. la primera a cargo de Ortiz Fornaguera, Igle- sias y Carbó sobre cálculo de factores característicos de una pila de uranio usando como moderador el gra to. Según Otero, este cálculo teórico se consideró una no- vedad y fue muy comentado en el Congreso. la segun- da comunicación la protagonizó individualmente Gar- cía Fité sobre un nuevo procedimiento para la medida de la longitud de difusión de los neutrones en el gra to. la última la presentó Gutiérrez Jodra con otros dos co- laboradores sobre el estado de equilibrio del nitrato de uranilo con el éter y el agua \\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\[García Fité, 1954; Ortiz et. al. 1954, Gutiérrez Jodra et. al., 1954\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\\]126.
El siguiente congreso del que tenemos noticia con par- ticipación española no fue especí co de ciencias nu- cleares, nos referimos al XXVIII Congreso Internacional de Química Industrial celebrado en Madrid en julio de 1955. Se organizó en torno a 23 secciones diferentes y una de ellas era especí ca sobre química nuclear. El congreso tuvo una discreta participación de cientí - cos extranjeros, mayoritariamente franceses, pero en la sección indicada no hubo presencia de foráneos. Se
126 “Memoria sobre el congreso de ingeniería nuclear de ann arbor”, aGa -JEN (13) 4.16 75/22002. Sobre la importancia que le dio Otero al congreso, por ejemplo “Carta del Director General de Política Exterior al Embajador de España en Washington, 31 mayo 1954”, para preparar entrevistas de Otero con el almirante Strauss, presidente de la Comisión de Energía atómica norteamericana. (aGa-MaE 82/9713, leg. R3581, expd. 22); también la correspondencia de Ortiz Fornaguera, que por entonces estaba en Göttingen, con Otero y Carbó, en concreto sobre la comunicación que presentó Ortiz junto con Carbó e Iglesias. Sobre la preparación de la comunicación de Ortiz véase Soler (2015).
SOCIEDAD NUCLEAR ESPAÑOLA



























































































   96   97   98   99   100